Tender la mano y devolver el favor

Tender la mano y devolver el favor
29, marzo, 2017 No Comments » 1.-Misceláneo julesporelmundo@gmail.com

El conocer lugares es el motivo principal de los viajes, también he hablado de lo importante que es conocer gente ya que hace de unas vacaciones algo mucho más especial. En cualquier salida se dan momentos en que necesitamos de los demás: un pastilla para el dolor de cabeza, solucionar un problema con la moto, que nos den indicaciones de cómo llegar a nuestro destino, que nos hospeden, que nos den un plato de comida, etc. Son innumerables los motivos por los que necesitamos de los demás cuando estamos de viaje.

Siempre suele haber gente dispuestas a ayudarnos, estoy seguro que cuando has estado en tus vacaciones a habido gente que te ha tendido una mano.

Al estar muy lejos de casa, las emociones se multiplican y uno aprecia mucho más la ayuda de la gente. Tanto así que deseamos poder devolverle “el favor” algún día, especialmente a esa gente que nos hospeda en sus casa, con la que hemos convivido. En la mayoría de las ocasiones es muy difícil o imposible, por la distancia, la imposibilidad de la otra persona por tiempo o capacidad económica, temas políticos (visados) y otras causas. Pero a veces el momento surge y podemos recibir en tu país, ciudad y casa a una persona que  conociste a muchos kilómetros de tu hogar y que te tendió una mano. Tienes la oportunidad de vivir con esa persona un tiempo en otro entorno muy distinto al que os conocisteis, presentarle tu familia, tu casa, amigos, enseñarle los rincones de los lugares que te han visto nacer y crecer, además de poderle acompañar a hacer turismo. Es algo que a uno le reconforta el corazón.

De todos modos siempre he sido de los que creo que un favor no es necesario devolverlo a la misma persona. Los viajeros y, ahora hablo especialmente de los moteros, somos de los que cuando alguien nos da las gracias por la ayuda, les contestamos: “no hay de que, sólo te pido una cosa, que si ves a una persona en la carretera que necesita ayuda, le tiendas la mano”. De este modo promovemos el que unos ayuden a los otros y unos reciben por otros, creando una bonita cadena.

Te animo a que entres en ella y después me cuentas que tal, verás que mucha más gente te ayuda. Deja en los comentarios o en Facebook historias que te han sucedido.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE